Ahorro hormiga: para qué sirve y cuánto paga una fintech por guardar el vuelto de tus compras

Una plataforma permite ahorrar los vueltos que a veces se pagan en caramelos o, sencillamente, no se dan. Para qué sirve y cómo se puede ahorrar

Por Andrea Catalano

En tiempos de crisis marcada por recesión y necesidad de reinvenciónahorrar puede ser la base de todo proyecto futuro. En tiempos digitales es posible tener una alcancía que haga crecer el vuelto que se recibe de las compras cotidianas permite generar ahorro en modo hormiga y recrear, así, una cultura un tanto olvidada.

Es la propuesta de Invuelto, una start up mendocina que comenzó con sus actividades hace dos años y que ofrece a los usuarios ahorrar en una alcancía digital los vueltos de cualquier tipo de compra que se realice. En vez de recibir monedas o billetes, ese vuelto se puede derivar a esa alcancía digital que, en vez de destinarse a un chanchito que sólo atestiguará el efecto de la pérdida del poder adquisitivo, paga intereses similares a los que hoy rinde un plazo fijo.

Invuelto comenzó a operar el año pasado a partir de una inversión de u$s25.000 recibida de parte de Embarca, una aceleradora afincada también en Mendoza. En esa primera etapa el objetivo era sumar a usuarios interesados en convertir esos vueltos que, a veces se traducían en caramelos o en saquitos de té, en un ahorro hormiga concreto. E iniciaron una campaña de adhesión en todas las provincias del país.

El ahorro hormiga permite recuperar una cultura y defender su valor ante la constante pérdida de poder adquisitivo
El ahorro hormiga permite recuperar una cultura y defender su valor ante la constante pérdida de poder adquisitivo

 

«Invuelto es una herramienta de ahorro para los que no tienen acceso a estos instrumentos, justamente, para que puedan generar ese primer ahorro e inicar un camino de educación financiera», dijo a iProfesional, Alejandro Bär, fundador y CEO de Invuelto.

En un país donde más del 70% de las compras se realizan en efectivo, de acuerdo a datos de diciembre de 2019 del Banco Central de la República Argentina (BCRA) el objetivo fue proponer una alternativa de inclusión financiera a través del llamado ahorro hormiga.

Ahorrar en el supermercado

 

Fue una de las razones por las que, hace unos meses, firmaron un acuerdo Atomo, una cadena de supermercados de proximidad muy conocida en distintas provincias del país en donde el 80% de las compras que se realizan se pagan en efectivo. Hoy Invuelto ya está disponible en 10 sucursales de la empresa con presencia en Mendoza, San Luis y Córdoba.

«No hay vueltos de $2, $5 o $10 de las compras y para los supermercados es un problema cuando no tienen cambio, conseguirlo les supone un costo importante y por esa razón el objetivo es implementar el servicio en todas las sucusales», agregó Bär. Lo que para el cliente se convierte en un ahorro, disponer de menos efectivo es para las empresas una ventaja porque el traslado del dinero es caro.

Para 2020 los planes apuntaban a seguir creciendo en el país y en la región, y aunque dieron los primeros pasos en ese sentido, la pandemia del coronavirus no sólo frenó lo previsto sino que obligó a una reformulación del proyecto: si bien el efectivo continúa siendo la moneda de cambio más utilizada hay una adopción acelerada de los pagos digitales en sus diversas formas.

Por eso el próximo paso es automatizar esos ahorros y seguir la tendencia de los pagos digitales. «Nuestro objetivo es hacerlo con los pagos digitales aunque es más imperceptible para la conducta de ahorro. Estamos adaptando la tecnología para que el redondeo en pagos digitales sea el próximo paso y cada vez que se realice una compra el usuario decida hasta dónde redondea y eso se lleva a la alcancía digital», explicó el emprendedor.

Actualmente están en la búsqueda de ese partner, proceso que se frenó por la pandemia. En marzo Invuelto recibió otro fondeo de parte de Start Up Chile en el marco de sus programas de aceleración y el paso siguiente era cerrar un acuerdo con un socio tecnológico que les ayudase en la implementación del ahorro hormiga en modo digital. Pero debido a la pandemia los planes se frenaron.

«Estamos avanzando con un procesador de pagos de Chile, y acá tenemos conversaciones con otro procesador», indicó. El objetivo es que antes de finales de este 2020 no sólo ya tengan el acuerdo con el socio chileno sino que también esté avanzada la negociación a nivel local para incorporar el ahorro digital en la alcancía de Invuelto.

El paso a paso del ahorro hormiga

 

¿Cómo es posible ahorrar en esta alcancía digital?

Hay que crear una cuenta en Invuelto con el DNI. A modo de prueba se le ofrece a los clientes que transfieran $100 para que vean cómo se genera el ahorro y cómo funciona la herramienta. Aquellos que reciben un ingreso formal pueden configurar que todos los meses se transfiera un monto elegido para ahorrar.

Invuelto es una fintech al 100%. La operación pasa por el Banco Industrial y la inversión se realiza a través de un fondo común de inversión vía una ALIC (Agente de Liquidación y Compensación). Cuando el usuario realiza la compra y destina el vuelto al ahorro, se le informa al negocio a dónde derivarlo y recibe vía SMS el comprobante de esa operación.

 

«Buscamos a personas que no estén pudiendo ahorrar. Hoy tenemos 12.000 clientes en distintas provincias del país, y queremos llegar a los 20.000 clientes a finales de este año. Pero la aspiración es llegar a 5 millones de usuarios», apuntó Bär que creó InVuelto junto a su hermano Federico y Marino Fliri, el CTO de la start up.

Para alcanzar ese volumen la start up piensa en la expansión. Además del primer paso dado en Chile mantienen conversaciones con un banco de la República Dominicana. Y aspiran, en simultáneo, a avanzar en una segunda ronda de inversión, que les permita desarrollar el llamado «ahorro hormiga» en la región.

Invuelto está inspirada en Acorns, una empresa norteamericana que permite a los usuarios realizar ahorro cada vez que realizan una compra, entre otras posibilidades. Y también en Yue Bao, del gigante chino Alibaba, que posee 650 millones de usuarios. A nivel local el caso más emblemático con un sistema similar es el de Mercado Pago. En todos los casos, se trata de alcancías digitales que permiten a los usuarios generar ahorros anuales que oscilan entre los u$s150 y los u$s200, es decir, un instrumento orientado a la inclusión financiera y a generar una cultura del ahorro. Link

Share on whatsapp
WhatsApp
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on email
Email